PAZ CON RSH.

Compartir:

UNA PAZ RÁPIDA, ESTABLE Y DURADERA EN COLOMBIA, SOLO ES POSIBLE VÍA EL RSH (REALISMO SOCIAL HUMANITARIO).

Pueden llorar, rasgarse vestiduras y seguir haciendo supuestos diagnósticos, quienes piensen que creando nuevas y mayor número de supuestas poderosas leyes, nombrando súper-expertos o los non-plus-ultra en las diferentes instituciones encargadas de los distintos temas que reúnen las necesidades de los colombianos, incluso aun así ganen el Premio Nobel de Paz o se nombre como Vicepresidente al General Naranjo; pero si no se cambia el vetusto, retrasado e inservible Modelo de Seguridad Ciudadana de toda la vida, el propósito de la Paz, seguirá siendo tan solo la misma falacia, fantasía o quimera, con cierto parecido a lo que ha ocurrido durante todo el historial de vida republicana, promesa de la desgastada y desprestigiada clase político-dirigente del país.

Intransigencia que transfigura la temática y su manejo, a uno de los más graves e infaustos acontecimientos, del que no solo proviene la Inseguridad Física de la sociedad y sus propiedades, además emana la vulneración de libertades y derechos, también desglosa la absoluta incapacidad del Estado y su Institucionalidad en lo que concierne a nunca haber podido cumplir con su obligación de  brindar solución a todas las necesidades del pueblo gobernado, evidenciándose cada vez más la influencia directa y proporcional de la Seguridad en todas las áreas de la Interacción Social Humana.

La Investigación que da lugar a la creación de la Novedosa Corriente de Pensamiento: Realismo Social Humanitario (RSH), permite colocar en primer plano a la Seguridad como tema, ciencia y necesidad, debido y emanado por el preponderante papel que desempeña en la diaria convulsión y evolución de la destacada Interacción Social, de donde proviene en paralelo, que se pueda o no superar sus complicaciones, y de paso brindar ayuda a la construcción y proyección del progreso y desarrollo del país en conjunto social.

Dada la experiencia alcanzada por el Equipo de Investigación, durante las tres décadas que abarca el periodo de tiempo empleado en el estudio, mediante la utilización de la técnica: “Seguimiento continuo”, sumado al método experimental científico: “Ensayo-Error-Corrección”, avalado por el de Enseñanza-Aprendizaje: “Aprender-Haciendo y Demostrando”, puede hoy sin lugar a duda ni a equivocaciones de ninguna naturaleza, pronosticar que en el medio, incluso en el país no existe Investigación científica seria alguna, que tenga parecido con la que se soporta y presenta el RSH y sus cinco modelos componentes: MISER(Operacional); MGM/6Rs (Administrativo y de Gestión), OFA (Social), PLATEC(Tecnológico) y el MODAR (Espiritual e intelectual).

Al considerar a Colombia como una cabal colcha de retazos, en lo que refiere a modelos y formas empleadas en la superación y satisfacción de las necesidades de la mayor parte del pueblo colombiano, por aquello de la persistencia en el calco y copia fehaciente, o por otro lado de la eterna costumbre de mantener el medio y condiciones favorables a unos pocos (minorías), de allí que se persista en seguir empleando los mismos vetustos y copiosa cantidad de modelos ya pasados de moda, que desde luego han cumplido su periodo de vida útil, encontrándose hoy en su mayor parte, en estadio de atraso, vetustez e inutilidad; no quedándole en el medio a las mayorías, salida distinta a la de esperar con incertidumbre a que se dé o no se alcance la tan anhelada y prometida paz, para de ahí en adelante seguir en las mismas condiciones de jodidos y sufriendo como siempre.

En Colombia, su población observa, percibe y vive en el día a día de la Interacción Social, un caos y maremágnum de problemas socio-económicos de toda índole; el pueblo de las mayorías se ve inmiscuido, siente y experimenta la pobreza extrema, la violencia y delincuencia en sus más extendidas y prolongadas extensiones, no se salva absolutamente nadie del pueblo del común, a todos por igual les corresponde padecer y enfrentar en solitario, las lamentables consecuencias de la incongruencia y total desgreño que existe en las supuestas políticas públicas, por cierto en la interminable lista que las componen, coexiste la constante de nunca haber sido exitosas, contrario censo siempre han sido de total fracaso y desventura, por lo regular en contra de los mismos (quienes integran las Inmensas Mayorías).

La multiplicidad de Políticas Públicas, todas desacertadas, pues precisamente de ellas proviene directa y puntualmente el estado actual de atraso, pobreza, desigualdad, inequidad, injusticia, violencia y delincuencia, que viven las mayorías en el país; entonces para qué dar más rodeos y vueltas a algo que es súper-evidente, que todo el pueblo sabe y conoce; seguir buscando causas y procurar discursos para justificar lo injustificable, es seguir mintiéndole a nuestro pueblo, es persistir en los mismos engaños y falacias de siempre, es seguir escuchando las idénticas farsas que por toda la vida han empleado nuestros dirigentes, de donde desprende la fatídica frase: “Los mismos con las mismas y a lo mismo”.

Las Grandes Mayorías colombianas con el actual Proceso de Paz, se están aferrando a una de las últimas y más remotas posibilidades que le queda al pueblo de la misma patria boba y creyente en Dios: “La esperanza”, empero con la clase de dirigentes que contamos en Colombia, al tornarse en perfectos politiqueros que se dedican a utilizar el caudillismo, el nepotismo, el clientelismo y la corrupción como sus más aventajadas o preferidas estrategias y tácticas para alcanzar el poder y luego gobernar, pues es poco o nada lo que se puede esperar de un proceso como el que adelante el actual presidente de la República.

Ahora cuando Santos, después de perder el Plebiscito por la vía del voto, opta por el Congreso para lograr la refrendación de los acuerdos de paz con la guerrilla de las Farc, institución que se encuentra dentro de las más desprestigiadas del país por motivos ciertos, máxime si en los últimos tiempos mutuamente sus integrantes, se denuncian públicamente por la deshonrosa mermelada y corrupción rampante, encontrando que el común de la gente manifiesta del Congreso, que así se haga una selecta escogencia, entre ellos no hay a quien preferir, al encontrarse sumergidos la mayor parte de congresistas en los caudales de la corrupción, medio en el que muchos se mueven como pez en el agua.

Antecedentes como los expuestos, hacen pensar que ese afán inusitado despertado en el Presidente Santos, incrementado por el Nobel de Paz que le fue otorgado el pasado 10 de diciembre de 2016, en Oslo-Noruega, lo llevan a procurar como sea y en la forma que sea y al precio que sea, alcanzar una refrendación que le permita dar el siguiente paso dentro del señalado proceso de Paz, sin importarle en nada el pensamiento y sentimiento de los colombianos en particular de los que le dijeron No en el Plebiscito (un poco más del 50%  de los que votaron).

No Hay derecho que en un país como Colombia, la palabra del culebrero, del brujo, del politiquero, en particular del Presidente de la República tenga la misma validez, que a nadie le importe en nada, prometer y prometer para lograr el poder, y después de haber logrado con sumo afán el propósito (Poder), pasar a una postura de abierta desvergüenza, pues de manera descarada y sin ningún pudor o mínimo reparo, haga todo lo contrario a lo prometido, transformándole de paso e inmediato en una de las descaradas y cacareadas mentiras que utilizan por costumbre en el alcance del poder; verbigracia la promesa de Santos en TV: “Dónde dijo estar dispuesto a firmar, en mármol o en piedra, que no subiría impuestos” ¿?????.

Después de un hecho tan bochornoso como el descrito, que denota las mentiras consuetudinarias y abiertas de la clase politiquera del país con tal de conseguir y asirse del poder, a las Mayorías no les queda salida diferente a la de no creer nunca más en promesas de campañas de los politiqueros, pues lamentablemente los políticos serios y comprometidos hoy son muy pocos, o posiblemente sea una especie en vía de extinción; luego lo lógico y natural es que un pueblo consciente y consecuente, produzca y encuentre una respuesta a tan abierta y descarada actuación invariable, con la que desde tiempos remotos la clase politiquera ha dominado y sometido a Colombia como ha querido, de donde emana todo ese cúmulo de anormalidades y necesidades insatisfechas (adversidades) en la Interacción Social de los colombianos.

La respuesta no puede ser otra diferente, a que por ningún motivo volvamos a elegirles y mucho menos a reelegirles, comprendiendo de que sí hacen parte de la clase política, a lo que en verdad se dedican es a politiquear en favor de sus propios intereses, dejando como siempre al pueblo viendo un chispero, mamando y quejándose por su incumplimiento; luego entonces la actuación lógica y sensata del pueblo de las Mayorías, ha de ser la creación de un Amplio Frente Político Común, que en verdad ponga en práctica el Realismo Social Humanitario (RSH) y sus componentes MISER, MGM/6Rs, OFA, PLATEC, MODAR, SISME y PROVID, que con Compromiso y Participación Masiva Ciudadana como máxima estrategia, hace posible el Cambio hacia el Progreso y Desarrollo de todo el pueblo en conjunto social.

Qué podrá pensar y dilucidar un ciudadano del común o de a píe, cuando se entera que la refrendación de los acuerdos, se van a realizar por las mismas clases politiqueras mentirosas de toda la vida, empleando de cierta forma el onanismo “El yo con yo”, y desatendiendo la voluntad del pueblo, que en la pasada votación se manifestó en desacuerdo, con el tipo y forma de acuerdos leoninos en favor de las guerrillas y adversos a las mayorías colombianas.

Luego si en verdad queremos tranquilidad, sosiego y paz, una medida prioritaria a ejercitar, es cambiar el desactualizado, vetusto e inservible y pasado de moda Modelo de Seguridad Ciudadana, por el MISER (Modelo de Convivencia y Seguridad Integral Compartida), toda vez que de inmediato se cambia en asuntos de Seguridad, Colocando dicha Necesidad en lugar preferente,  se pasa del discurso a los hechos y las realizaciones, mediante la construcción en vivo y en directo del referido MISER, dándole de paso la especial connotación, de que a medida de presentarse los hechos, se van solucionando de forma acertada e indicada, lo que permite hacer correcciones y ajustes a las equivocaciones, los yerros y errores cometidos en el conocimiento, administración y gestión de los asuntos de Seguridad Integral.

Es tan sencilla y práctica la solución, ya probada en diez oportunidades, que lo único que se requiere en este momento, es demostrar decisión y compromiso de la política (verdadera y honesta), que en verdad quiera y busque un cambio en nuestro país; luego entonces lo que sigue es: Escuchar y conocer la Propuesta del MISER y pasar de inmediato a ponerlo en ejecución, dado que contamos con un Equipo Profesional experimentado, que en un mes está mostrar resultados positivos.

De otra aparte y para cerrar la discusión, imperdonable sería optar por el extremo de la Izquierda, pues acorde a antecedentes históricos a nivel universal, no existe una sola experiencia exitosa, por el contrario todas son de fracaso absoluto, y “Para la muestra un botón”, reza un acertado adagio de nuestra filosofía popular, y si todavía no queremos creer, solo volteemos la mirada y revisemos lo que vive hoy Venezuela.

Coronel ® ANTONIO JOSÉ ARDILA TORRES.                                                                  CONSULTOR EN ALTOS ESTUDIOS DE SEGURIDAD INTEGRAL COMPARTIDA.

Compartir:

Esta entrada tiene 203 comentarios

    1. Y sí que lo es, puede servirte a cambiar una serie de concepciones rutinarias y por costumbre aprendidas; espero que mantengamos contacto para que conozcas unos excelentes planteamientos que nos ayudan a construir el cambio; en el que tú puedes ser parte importante, sí así lo estimas conveniente: Un abrazo AJART.

Deja un comentario

Cerrar menú
Translate / Traduire